Este fin de semana nos lanzamos a LOVELAND FESTIVAL en Ámsterdam, un festival que fusiona lo mejor de la música electrónica junto a una conexión “Peace and Love”. 

Loveland Festival se llevó a cabo este sábado 12 de agosto en uno de los parques más bonitos y bien conservados de la ciudad, el Sloterpark. Este sitio se adecuó de una forma relajada para que todos los asistentes pudieran disfrutar de la música y pasar una tarde muy agradable.

Entre los géneros que predominaron en el evento estuvieron el techno, el house y el tech-house. Los cuales estaban distribuidos en seis diferentes escenarios: Tech, Circoloco, Nest, Rise, Highground y Fire 

Asimismo, el festival contó con un par de islas, a las cuales se podía acceder por bote o a través de puentes colgantes. Estas islas eran perfectas para alejarse del bullicio y tomar un momento de reflexión. Además, de poder adquirir alguna pieza de diseño.

Para comenzar nuestra expedición, nos adentramos a la carpa de TECH, donde tuvimos la oportunidad de escuchar a Benny Rodríguez, un célebre personaje de la escena electrónica de Los Países Bajos, quien se caracteriza por ser un camaleón tras a torna. Benny es uno de los pocos DJ’s y productores que destilan naturalidad cuando se trata de aventurarse a nuevos géneros.  Nos solamente te sabe ejecutar un buen set de House, sino que también con su proyecto “ROD” demuestra que llega a ser uno de los grandes revolucionarios del techno.

Posteriormente, corrimos a FIRE, donde ya se encontraba Enrico Sanguiliano, haciendo de las suyas en el stage. El estilo tan bien definido del productor italiano lo ha llevado posicionarse entre los más altos rankings de Beatport gracias a sus tracks Moon Rocks y Astral Projection. Después del set de Enrico, fue el turno de Secret Cinema b2b Egbert. Al culminar este dúo, Sam Paganini tomó las riendas de la torna y tocó un set que enloqueció a todos los fans que no dejaban de bailar sin importar el aguacero. Entre los presentes en backstage encontramos a ZØE la esposa de Sam, quien con su música también está sorprendiendo al mundo.

Definitivamente FIRE le hizo honor a su nombre, ya que ni la lluvia logró apagar el incendio que estos technos masters provocaron.

Una de las leyendas de la música electrónica se dio cita para iniciar la tarde con uno de los sets más vibrantes que hayamos escuchado, y no es para menos viniendo de Sasha, quién calentó motores en CIRCOLOCO, llevándonos por un trayecto tan placentero, donde no había tiempo para pensar, solamente para disfrutar de la sinfonía de beats. A medida que el ritmo se iba asentando en el dancefloor, pudimos apreciar la llegada de Joris Voorn, quien ya estaba más que listo para enganchar a la multitud con su melódico estilo. Al terminar su set, la función continuó con el espectáculo de The Martínez Brothers.

Cuando el ambiente ya estaba más que en su máximo nivel, nos fuimos a dar una vuelta a ver como marchaba la noche en NEST, y nuestra sorpresa fue ver al titán del house, Dennis Ferrer alborotando al nido con su contagioso estilo groovy. No había persona que no dejara de ondear los brazos y mostrar sus mejores pasos frente al escenario, incluyendo los del equipo de EMPOTV.

Conforme la noche iba envolviendo a Sloterpark, caminamos hacía RISE Stage que se caracterizaba por una carpa monocromática que hacía un buen match con las luces azules y verdes que iban proyectando excitantes figuras al compás del live act de Stephan Bodzin, a quien vimos extremadamente concentrado dejando claro a sus fans que lo experimental es lo suyo.

El live del productor alemán hipnotizó los sentidos de todos los presentes, conduciéndolos por un viaje astral de hora y media, para posteriormente pasarle la batuta al dúo de Tale of Us.

Para cerrar la cobertura del evento nos fuimos a HIGHGROUND a disfrutar de la música de Hernan Cattaneo, quien es uno de los DJ’s favoritos de este festival. La vibra que se vivía en el dancefloor era muy sugestiva, ya que invitaba a todos los ahí congregados a mover sus caderas, ondear los brazos, cerrar los ojos y empezar a sentir una sensación extraordinaria producto de una serie de melódicos y seductores sonidos que nos transportaban a un paraíso musical.

Este festival además de reunir a los mejores exponentes de la música electrónica se caracteriza por ser un “Green Festival”, que busca la preservación del medio ambiente a través de iniciativas como: la separación de todo el plástico, el reciclamiento de su decoración, uso de bio diesel para sus plantas de luz y generadores de energía. Asimismo, busca animar a sus fans a venir al festival en bicicleta o usar el servicio de shuttle con la finalidad de reducir el tráfico de autos en la zona ¡Muy bien por Loveland!

¡Sigue a Loveland en sus redes sociales y website, para que estés al tanto de sus eventos!

Comment